Ciertamente, puedes elegir lo que necesites.

Más o menos rígida.

Más o menos reactiva.

Más o menos ágil.

…Todo lo que puedas imaginar.

Gracias a las nuevas tecnologías aplicadas a los tubos de acero se han logrado unos espesores de tubos realmente finos sin perder un mínimo de capacidades. Junto a estos espesores entra en juego el doble y el triple conificado para lograr el comportamiento idóneo de los tubos al mismo tiempo que una gran reducción de peso.

También existen tubos con formas para conseguir más personalización a la hora de lograr la configuración perfecta.